Enrique Iglesias desea tener un gran 2014.

Enrique Iglesias, no paró este 2013, y con gran dedicación desempeña sus obligaciones en la industria musical, que según algunos medios, no le han permitido entregarse por completo a su relación sentimental con la tenista Anna Kournikova, sacrificio que debe realizar si quiere mantener el éxito que ha cosechado como artista.

El intérprete de "Experiencia religiosa", comentó: "Si te fijas en mis horarios de los últimos dos meses, te darás cuenta de que no tengo tiempo para nada que no sea trabajar. Está claro que echo de menos a mucha gente, pero es algo que tengo que sobrellevar si me quiero dedicar a la música. Aunque siendo sinceros, me encanta estar tan ocupado", admitió el artista español en conversación con una emisora de radio, según Bang Showbiz.

De lleno sumergido en su rutina de trabajo que le impide disfrutar al máximo de sus aficiones y de su vida social, Enrique ha llevado al pie de la letra sus obligaciones profesionales, y cuenta con un gran equipo de trabajo quienes han formado parte de su familia.

Por todo esto, Enrique no quiere precipitarse a la hora de formar un núcleo familiar junto a su pareja, ya que le gustaría que su primer bebé naciera en el momento idóneo para poder dedicarse por completo a sus labores como padre.

Fuente: Bang Showbiz.

Facebook