Imprimir esta página

Celebración de la Navidad en Costa Rica.

Los costarricenses empezamos a decorar casas, establecimientos comerciales y ciudad en general al finalizar el mes de Noviembre. Poco a poco los ticos sentimos ese frío propio de la Navidad y nos preparamos para las fechas especiales que se aproximan.

Los adornos típicos que se utilizan son guirnaldas, luces de colores, bombillas que adornan el árbol de Navidad junto con coloridos lazos y bolitas de colores que le dan mucha vida al ciprés de Navidad, además de los adornos típicos como los ositos navideños, los pastores, pingüinos, casitas navideñas y nuestro querido amigo San Nicolás y sus famosos renos.

En Costa Rica no puede faltar el tradicional portal de Navidad, con sus pastores, ovejas, riachuelos, fuentes, el pesebre, San José, La Virgen María, el buey y la mula, así como los Reyes Magos en su procesión hasta el Portal de Belén.

El Niño Dios es colocado el día 24 a medianoche para amanecer 25 luego de haber compartido con la familia en una cena y regalos. Normalmente las familias se reúnen y comparten hasta la medianoche del 24 cuando entre rezos se coloca la imagen del Niño Dios en el pesebre.

Luego de rezos de agradecimiento, se procede a la cena de Navidad, así como repartir los regalos de las personas grandes, porque los regalos de los niños los trae el Niño Dios, y normalmente son abiertos hasta el día 25 de diciembre apenas se levantan los pequeños de sus camas.

Diciembre un mes de alegría, caridad y buenos deseos.